publicidad

Shigeo Fukuda


Creaba ilusiones ópticas. La luz también tiene un papel importante en esta creación pero la capacidad de armar objetos con diferentes tipos de materiales es admirable. Shigeo Fukuda nació en Tokio el 1932.

Fue escultor, diseñador gráfico y sobre todo un maestro de la cartelería, creador de ilusiones ópticas. Fukuda no necesita introducción, ya que es de los diseñadores japoneses el más conocido y quizá el de mayor trascendencia en el mundo del diseño en los últimos 40 años.

Ilusionista, tramposo, artista de la decepción, logra con sus trucajes ópticos meternos en la realidad de lo irreal para luego desencantarnos y volvernos a encantar ante la imposibilidad de resolver lo que nuestros ojos ven y que la razón se niega a entender.






Fukuda es de los artistas de la ilusión uno de los más versátiles, su obra va desde lo bidimensional a lo tridimencional, de los objetos a los reflejos, de la luces a las sombras. Lo mismo podemos vernos entrampados en un cartel en cuyas escaleras no sabemos si subir o bajar o en una escultura que en uno de sus costados es un violinista y por el otro un pianista o bien encontrarnos frente a un mural de dibujos humanos distorsionados casi amorfos pero que una ubicación precisa, en una perspectiva concreta, nos devela siluetas humanas perfectas.

Y que decir de las esculturas amorfas realizadas con tenedores, cucharas y cuchillos que en contacto con la luz proyectan la sombra perfecta de un barco o una motocicleta.
Sus piezas de arte generalmente conllevan engaños, como su Lunch With a Helmet On (almuerzo con casco.

Comienza en la búsqueda de siluetas, para luego revelarse en un mundo en donde esta forma de representación era sólo la manifestación de algo mucho más profundo en donde las imágenes trabajan para atrapar, engañar, sí, imágenes que te mentían pero de una forma fascinante en donde el engaño se agradecía y que además comunicaban criterios y conceptos de una forma singular en donde lo paradójico se hacía coherente y las metáforas construían antítesis de gran impacto perceptivo y comunicativo.







Baste comentar el cartel Victory como ejemplo de lo primero y el del hacha invertida de la que brota un retoño como muestra del segundo.

Incuestionable artista, referencia obligada, creador nato en cuya obra uno se crea y se recrea y aún a sus casi 75 años, siempre nos sorprende con algo nuevo.








1956 - diseñador en la Universidad de Arte y Música de Tokio.
1967 - Cartel Oficial de la Exposición de Japón 70.
1972 - máximo galardón por su cartel en la Bienal Internacional de Varsovia
1979 - premio de plata en el Concurso Internacional de Diseño de Cartel de Colorado
1980 - premio de plata en la Bienal Internacional de Diseño Gráfico de Brno
1983 - premio de plata en el Concurso Internacional de Diseño de Cartel de Lahti,
1985 - primer premio en la Bienal Internacional de Cartel de Moscú,
1987 - Galardonado en el New York.
1992 - exposición personal de 150 Carteles en el Museo del Cartel en Wilanow, Polonia,
1992 - Helsinki - Gran Premio de la Bienal Internacional de Cartel,
1992 – París - Gran Premio Savignac en la Exposición Internacional del Cartel.
1996 - cartel para la expo de Lisboa‘98 Pictogramas Ofeical y Signos.
1997 - exposición “Un artista de ingenio visual” -Museo Nacional de Arte Moderno de Tokio,
1999-  una exposición “Bromista Visual: Shigeo Fukuda” en la Fundación de Japón en Toronto, Canadá.
2000 - exposición “Magicien de I’affiche”, TIRE de design de I’UQAM en Montreal, Canadá.
2001 - exposición “La serie maestra” en el Museo de Arte Visual de Nueva York,

Fukuda, el gran maestro de la cartelería falleció el 11 enero de 2009 en Japón







  




1 comentario: